Segùn WMN y la analista de transporte marítimo Drewry, en medio de un panorama económico mundial más sombrío y el aumento de las tensiones comerciales, el pronóstico para la demanda de transporte de contenedores se reducira en los próximos cinco años.

Anteriormente, se esperaba que el índice global de la oferta y la demanda aumentara gradualmente hasta 2022, momento en el que la industria por fin estaría cerca del equilibrio. Sin embargo, las nuevas previsiones sugieren que la industria ahora se enfrenta a la actual situación de exceso de oferta durante varios años más.

“El reequilibrio anticipado del mercado de contenedores parece haberse pospuesto. Eso es más una mala noticia para los transportistas que enfrentan aumentos sustanciales en los costos como resultado de los estándares de combustible más estrictos de 2020 ”, dijo Simon Heaney, gerente senior de investigación de contenedores en Drewry.

Ha sido un año de altibajos en el mercado de contenedores con un crecimiento de la demanda que oscila trimestralmente, desde los máximos del primer trimestre hasta los mínimos del segundo. El crecimiento regresó como un coletazo en el tercer trimestre, pero en esta etapa se desconoce cuánto fue estimulado por la última ronda de aranceles emitida por los Estados Unidos y China, o qué tan difícil será la reducción en el cuarto trimestre las cargas expeditas.

La evaluación de impacto de Drewry de la última ronda de aranceles estadounidenses impuesta el mes pasado indica que los flujos transpacíficos hacia el este podrían verse afectados con un costo de oportunidad de aproximadamente 1 millón de TEU el próximo año.

También le puede interesar: Hyundai Merchant Marine firmó contrato para construir 20 mega portacontenedores

Por el lado de la oferta, las entregas de nuevas construcciones de buques son mayores a lo esperado, combinadas con menos demoliciones en el segundo trimestre, llevaron a Drewry a elevar marginalmente el pronóstico de la tasa de crecimiento de la flota para este año.

La perspectiva de Drewry para las tarifas de flete y la rentabilidad de los transportistas en 2018 y 2019 cambia poco con respecto a las estimaciones anteriores, a pesar de la revisión a la baja de las previsiones comerciales y la perspectiva más reducida para el suministro de buques. Si bien el mercado sigue siendo ferozmente competitivo, hay indicios de que algunos aspectos de las prácticas de precios predatorios están retrocediendo y que el despliegue de buques de transporte contenerizado sea más disciplinado.

Fuente: https://fullavantenews.com
Compartir