El Cross Docking es una estrategia logística dónde productos son descargados desde un elemento de llegada (camión, vagón de tren) e inmediatamente movidos hacia un elemento de transporte de carga (generalmente un camión) con un tiempo mínimo de almacenamiento y manipulación. Este es el objetivo principal cuando aplicamos el Cross Docking: Minimizar el tiempo que permanece el producto en nuestras instalaciones e inventario.  Cuanto más tiempo permanezcan los productos en el almacén, menos valor en su conjunto proporcionan a la empresa.

También le puede interesar: Los drones en medicina: nuevo récord de entrega a distancia

El Cross Docking es una de las prácticas más habituales utilizadas para mejorar la distribución y almacenamiento. Muchas organizaciones traen mercancía hasta sus almacenes de distribución, donde son clasificadas, consolidadas y puestas en otro vehículo con destino a la tienda o centro de venta de forma individualizada. Práctica muy habitual en el gran consumo y en el retail.

Por qué evitar el almacenamiento

Todo el tiempo que permanece un producto almacenado no está creando valor para la empresa o el cliente. Además, el tiempo de almacenamiento introduce una lista de riesgos adicionales. Estos son alguno de los motivos por los cuales una compañía debe evitar almacenar productos, mediante el uso del Cross Docking:

Disminución del Valor: Cuanto más tiempo mantengamos almacenado el producto, la posibilidad de que su valor se deprecie es muy elevado (cambios en la demanda, obsolescencia)

Cambios en la demanda: El ciclo de vida de los productos es cada vez más corto. Por lo tanto,  cuanto mayor es el tiempo almacenado la probabilidad de obsolescencia aumenta.

Roturas, pérdidas y o robos: El riesgo de pérdidas, roturas y robos es directamente proporcional al tiempo que las mercancías permanecen almacenadas.

Existen otros muchos motivos para almacenar productos tanto sea posible. Eliminar desperdicio y disminuir los riesgos del almacenamiento prolongado es importante para cualquier empresa y entra dentro de la aplicación de estrategias Lean Logistics.

Ejemplos de Cross Docking

El Cross Docking ayuda a simplificar el almacenamiento y la distribución de productos en muchas compañías. Antes de poner en marcha el  Cross Docking, una compañía puede tener múltiples proveedores o fuentes de aprovisionamiento que llevan el producto directamente a su tienda. Como puedes ver en la imagen, sin embargo aplicando la operativa bajo el modelo de Cross Docking, todos los proveedores traen el producto al almacén de distribución previamente. Sin embargo, aplicando el Cross Docking la mercancía es traída al almacén central donde se clasifica por cada tienda para su posterior envío, ofreciendo un control más preciso sobre qué se envía a cada tienda.

Fuente: https://meetlogistics.com

Compartir