El I.D. CROZZ estará montado sobre la nueva plataforma ‘Modular Electric Drive kit’ (MEB) de Volkswagen, con lo que darán vida a la familia I.D. que hasta el momento ha presentado a tres integrantes, pero de la que se espera tener hasta 23 modelos en 2025.

Este SUV cuenta con dos motores eléctricos, uno en cada eje, que le dan una potencia de 302 CV. Encontramos una batería de 83kWh que ofrece una autonomía de hasta 500 kilómetros por carga y, según el fabricante, será capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en sólo 6 segundos.

El coche estará equipado con hardware para tener capacidades autónomas, sin embargo, el software, que ha sido bautizado como ‘vw.OS’ aún no está listo y al parecer no lo estará cuando el I.D. CROZZ salga a la venta. Esta plataforma de software es la que tendrán todos los coches de la familia I.D. y aquellos que no sean completamente eléctricos, como los híbridos, donde el objetivo es poderla poner al día mediante actualizaciones OTA.

Además de esto, el I.D. CROZZ contará con el sistema de carga de alta tensión que ha desarrollado Volkswagen, y que vimos en el Audi Aicon, el cual permitiría tener hasta el 80% de carga en menos de 30 minutos.

También le puede interesar:  Hyundai lanza nuevo montacargas de 16 toneladas de capacidad

Se espera que el I.D CROZZ sea el primero en entrar a producción junto al I.D. Hatchback en algún momento de 2019, esto de cara a iniciar su comercialización en 2020. En el caso del I.D. BUZZ se espera que salga a la venta en 2022.

Durante la conferencia de Volkswagen, Matthias Müller, presidente del Consejo de Administración de Volkswagen destaca el objetivo de tener hasta 80 coches eléctricos entre todo el grupo y una inversión de más de 50.000 millones de euros sólo en baterías.

Volkswagen busca convertirse en el fabricante número uno en todo el mundo en coches eléctricos, y estima que uno de cada cuatro coches fabricados usarán una batería en 2025. Con esto, buscarán tener en 2030 al menos una versión eléctrica para cada uno de los 300 modelos que tienen hoy día.

De los 80 coches que se han puesto de objetivo para 2025, 50 serán completamente eléctricos y los 30 restantes serán híbridos, pero la idea es ir adoptando la totalidad de eléctricos antes de que termine la siguiente década.

Fuente: https://www.xataka.com

Compartir