La  fuerte caída de los costes de la energía solar en toda la cadena de suministro podría hacer que el  precio medio global de la energía solar fuera más barato que el carbón  dentro de 10 años, según los pronósticos de Bloomberg New Energy Finance (BNEF), una estimación que es compartida por otros expertos.

El año pasado fue otro año decisivo para la energía solar, ya que los precios cayeron a niveles que habrían resultado increíbles hace tan solo 12 meses. Entre los sucesos más importantes acontecidos en 2016 destacan tres récords significativos en los precios de la energía solar, el primero en Dubai, a continuación, en México, y, finalmente, en Abu Dabi, donde una oferta de  2,42 centavos de dólar por kWh batió todos los récords para un proyecto a gran escala en Emiratos Árabes Unidos (EAU).

Estos hitos han dado paso a un entusiasmo colectivo en la creencia de que la energía solar fotovoltaica será la fuente de energía dominante en el futuro, tal y como muestra la actualización de las previsiones de los analistas para los precios promedio solares en los próximos años, con resultados interesantes. El informe ahora presentado por los analistas de BNEF pronostica que el precio medio global para la energía solar podría ser menor que el carbón dentro de tan sólo 10 años, lo que en realidad no es tan increíble, teniendo en cuenta que ya es más barato que el carbón en algunas partes del mundo (ver gráfico de Bloomberg).

Increíblemente, los precios solares promedio se han reducido un 62% desde el año 2009, con recortes en todos los eslabones de la cadena de suministro de la industria, desde la fabricación de polisilicio a la de módulos, e incluso a través de todo el balance del sistema (BoS)  de la tecnología, como inversores y rastreadores (ver gráfico más abajo). Actualmente, el precio promedio de capacidad solar instalada en las plantas de energía solar a escala comercial es de 1,14 dólares por vatio, y se espera que caiga por debajo de un dólar para el año 2022, y luego a sólo 73 centavos de dólar en 2025, que es cuando se prevé que caiga por debajo del precio del carbón, según BNEF.

Quizás te pueda interesar:  El lujo, nuevo ingrediente en los trenes de Japón

Fuente: http://elperiodicodelaenergia.com

NO COMMENTS

LEAVE A REPLY